martes, 20 de enero de 2009

¿Estas ahí?


El: Mi amor ¿estas?
El: Holaaaaaaa???? Hace día que no se nada de vos...
Ella: Hola, Eric. ¿Qué haces?
El: ¿Eric? Hace miles de años que no me decís así. ¿Qué pasa cosita? ¿Te pasó algo allá? ¿Va bien tu viaje?
Ella: Preguntame de una por vez. Acá todo bien, este lugar es increíble. Tendrías que haber venido, te lo dije. 
El: Si sabes que no podía. 
El: Te extraño
Ella: Podrías haber venido igual. Alguna vez podría haber sido yo tu prioridad
El: ¿Qué te pasa? ¿Mi amor? Te amo
El: ¿Estas?
Ella: Acá estoy
El: ¿Queres que vaya?
Ella: ¿Ahora?
El: Si, ahora. Dejo todo y voy para allá
Ella: ¿Y tu trabajo?
El: Me importa un carajo mi trabajo, algo te pasa y quiero saber que es
Ella: No, Eric, no quiero que vengas.
El: Carla...
Ella: Yo tampoco voy a volver.  Me quedo acá.
El: ¿QUÉEEEEEEEEEE? ESTAS LOCA. DAME UN TELEFONO A DONDE TE PUEDA LLAMAR
Ella: Me tengo que ir, Eric. Te adoro, pero encontré mi vida acá y no quiero que vengas. Lo hubiese querido antes de venir pero las cosas cambiaron
El: ¿Estas con otro tipo?
Ella: Sos un nabo. Chau. 
El: Carla!!!!!! 
El: Carlaaaaaaaaaaaaaaa
El: ¿¿¿Estas ahí??? Hablameeeee

A ella se le caen un par de lagrimas, cierra la computadora, se limpia la cara y sale a caminar por las calles de Barcelona.
El le pega a la computadora cuando no encuentra respuesta. La rompe. Putea en voz alta y se acuesta en la cama a pensar. 
Nunca más se miraran a los ojos. 

3 comentarios:

MaLè dijo...

eso si se llama dar una vuelta al destino, encontrar otro camino...

alguna vez me dijeron me gustaría estar con vos en esos momentos... pero nunca estas, fue la replica...

suerte con tu nueva "vida" que encuentres grandes momentos en tus elecciones... la voluntad no actua mas que sobre la voluntad.. (¿asi era la frase?)

estrambótica dijo...

Que bueno esto que acabo de leer.
Ojala te encuentres en otros ojos.
Saludos.

Almendra dijo...

Es sano alejarse de aquello que no nos acompaña...

Muy lindo lo que escribis, no quería dejar de decirtelo...

Sigo leyendo.